¿Por qué debes comer más despacio?

comer despacio para perder peso

Mi abuela solía decirme que debía masticar hasta 100 veces antes de tragar. Para mí, se trataba de una exageración que sólo complacía por darle ese gusto, pero que, cuando llegaba a casa, olvidaba por completo. Ahora, que ya soy más mayor, comprendo lo inteligente que era su consejo. Aunque suene estúpido, una de las mejores maneras de perder peso es tratar de comer más despacio. Está científicamente demostrado que comer poco a poco ayuda a combatir la obesidad y evita ganar calorías innecesarias.

En la mayoría de los casos, comer más despacio implica comer menos cantidad. Así lo corrobora un estudio de la North American Association for the Study of Obesity hecho en 2004. En esta investigación, se propuso a varios individuos comer tanto como quisieran pero a diferentes velocidades. Al primer grupo se les dejo comer sin limitar la velocidad. Al segundo, sólo se les permitía comer un bocado cada vez que sonase un bocinazo. Al final de la investigación, los científicos comprobaron que, habiendo utilizado la misma cantidad de tiempo, los sujetos del bocinazo habían ingerido menos cantidad de comida que los primeros.

Otro estudio japonés relacionó directamente la obesidad con la velocidad con la que se come. Después de estudiar 23 casos diferentes, los investigadores concluyeron que, las personas que comen deprisa son el doble de propensas a ser obesos. En parte, esto se debe a que comer despacio sacia más el apetito que hacerlo deprisa. La comida pasa más tiempo en la boca y las papilas gustativas están, durante mucho más tiempo, enviando señales al cerebro. “Se disparan los sensores de la lengua y la cavidad oral para enviar señales de saciedad al cerebro“, apunta la doctora Kathleen Melanson.

mascar chicle para adelgazar

De hecho, el simple hecho de mascar o tener algo en la boca ya es un mecanismo para neutralizar el apetito. Cuando el cerebro detecta una actividad en las cavidades bucales, lanza una histamina a sus neuronas que refuerzan el mensaje de saciedad. Por eso, mascar chicle reduce la sensación de hambre. “Cuando comes despacio, los niveles de azúcar en sangre se regulan”, explica la doctora Melanson. Esto ayuda a tu cuerpo a almacenar correctamente sus reservas de energías para irlas dosificando a lo largo del día.

Por desgracia, no existe ningún tiempo ideal que fije cuanto debe durar un almuerzo. Tampoco hay ninguna cifra determinada que especifique las veces que tienes que masticar un alimento antes de ingerirlo. Según la doctora, todo depende de un gran número de variables como el tipo de comida o el tamaño de tus bocados. Lo mejor, entonces, es centrarse en el tamaño y textura de la comida antes de tragar. Por eso, tienes que asegúrate de masticar lo suficiente como para dar a tu bocado una consistencia suave.

6 trucos para comer más despacio

1. Pide menú

En vez de sentarse en frente de un plato combinado gigante, intenta comer un primero, un segundo y un postre. Si empiezas tus almuerzos con una comida ligera, conseguirás llenarte con alimentos bajos en grasas y, para cuando llegues al segundo, te hará falta menos cantidad para saciarte.

comer despacio

2. Come bocados pequeñitos

Cuanto menor sea el bocado, más tardarás en terminar la comida y, por lo tanto, comerás menos. Cuando estás comiendo, el cerebro tarda unos 20 minutos en asimilar que ha comido.  Si vas despacio, le das más tiempo para concienciarse de que ya está satisfecho.

3. Come alimentos ricos en fibra

Además de ser más saludables, los alimentos ricos en fibra suelen llevar más tiempo masticarlos. Frutas, verduras y granos enteros requieren un proceso de masticado más lento.

4. Traga antes de pinchar

Aunque sea sólo una regla mnemotécnica, debes empezar a interiorizar que no puedes pinchar otro trozo de carne antes de que te hayas tragado lo que tienes en la boca. Puede llevar algún tiempo antes de que se convierta en un comportamiento natural en ti, pero una vez lo asimiles, los resultados están asegurados.

5. Bebe agua durante la comida

Entrénate en beber abundante agua durante tus almuerzos. Además de conseguir pausar durante unos segundos la actividad del tenedor y el cuchillo, te ayudará a tragar mejor.

beber agua

 

Lo que se comenta en Facebook