¿Cómo reducir cintura? Parte 1: ¡Empieza por la dieta!




Conseguir una cintura más pequeña requiere tiempo, paciencia y compromiso, pero ¡es posible!

Si éste es tu objetivo, continúa leyendo los consejos que te daremos para llegar a tu meta a través de dieta y entrenamiento.

La pérdida de peso, que no sólo se puede obtener con el ejercicio, es imprescindible para llegar a tu meta. Este proceso requerirá disciplina y determinación. Es por ello, que en primer lugar nos centraremos en la dieta.

1. Reduce el consumo de calorías

Incluso hay algunos alimentos que ayudarán a reducir tu cintura: arroz o pan integral, fruta y verdura, lácteos bajos en grasa y carne magra o pescado.

bascula-dieta-perder-peso-cintura

2. ¡Nunca te saltes el desayuno!

Un desayuno sano por la mañana te mantendrá satisfecho durante más tiempo y reducirá las ganas de picotear entre horas además de acelerar el metabolismo. Trata de comer cereales o pan integral, huevos (ricos en proteínas) y fruta para un desayuno equilibrado perfecto.

3. Bebe un vaso de agua antes de cada comida

A parte de mantenerte hidratado, esto evita que tu cuerpo confunda la sed con el hambre, con lo que puedes llegar a comer más de lo que tu cuerpo necesita.

Al beber, no utilices pajita, ya que de esta forma ingieres más aire e hinchas el estómago.

En caso de aburrir el agua, añádele limón o frutas del bosque para añadirle un poco de sabor. Asimismo, los tes también son una buena alternativa nutritiva, pero no acudas nunca a las bebidas azucaradas.

agua-limón

4. Come con frecuencia y en pequeñas porciones

Intenta hacer  6 comidas pequeñas durante el día, en lugar de las tres grandes, te será más fácil llevar tu plan de dieta. Esto te ayudará a que la próxima vez que comas, no tengas tanto hambre y a acelerar el metabolismo. Consecuentemente potenciará la quema de calorías durante el día.

5. No evites las comidas de grasa saludable

Cuando se trata de seguir una dieta, se acostumbra a eliminar cualquier consumo de grasa, incluso la saludable. Por tal de llevar una dieta equilibrada, se recomienda ingerir entre un 25 y un 30% de grasa saludable. Asimismo puede ayudar a la pérdida de peso.  La grasa saludable, como Omega 3, la puedes encontrar en: el salmón, las nueces, el tofu, el aguacate… Por lo contrario, evita las grasas que provienen de la bollería, galletas y otros productos refinados, ya que éstos se depositan directamente en el abdomen.

aguacates-dieta-grasa-saludable-cintura

6. Incluye más fibra en tu dieta

Los alimentos ricos en fibra son un componente esencial de cualquier dieta saludable por diferentes razones. Ayudan a normalizar los movimientos intestinales, lo que minimiza el hinchazón y los bloqueos. Asimismo te ayudan a mantenerte lleno durante más tiempo.

Hay dos tipos de fibra: la fibra soluble y la no soluble. La primera la encontramos en alimentos como avena, guisantes, frijoles, manzanas, zanahorias y cítricos. Mientras que la fibra no soluble se encuentra en alimentos como el trigo integral, nueces, judías y verduras.

Además, la fibra soluble, en particular, se ha demostrado que ayuda a disminuir los niveles de insulina y a acelerar la quema de grasa.

pan-integral-fibra

7. Evita los alimentos procesados

Aunque vigiles con las cantidades, el consumo de los alimentos procesados  pueden afectar significativamente a tu evolución.  La causa de este hecho es la cantidad de azúcar y almidón, que limitan la pérdida de peso y conducen a la acumulación de toxinas dañinas.

Cuidado con los productos con etiquetas “bajo en grasa” o “light”, ya que por otro lado contienen mucho azúcar extra, sodio o carbohidratos con poco valor nutricional.

Asimismo, os aconsejamos consumir alimentos frescos y evitar los congelados con un alto contenido en sal, ya que la sal conduce a la retención de agua y causa hinchazón.

 

Te recomendamos que sigas una dieta proporcionada por un dietista. Por el contrario, no hagas dietas milagro, ¡porque no lo son!