¿Pasarías la prueba física del F.B.I.?

Chico haciendo flexiones



Por primera vez en 16 años, el F.B.I. está comprobando si todos sus agentes están en forma. Todos los agentes han pasado por un examen físico bastante vigoroso antes de entrar en el F.B.I. No obstante, el New York Times informó que el FBI terminó con esta normativa de chequeos anuales obligatorios después del atentado del 11-S y se cuando se cambió el enfoque que se daba hacia el terrorismo y la seguridad cibernética, campos en los que los agentes que participan pasan la mayor parte del tiempo delante de una pantalla de ordenador.

Pero los días de relajarse y contemplar con calma una pantalla se han terminado. En octubre de 2014, James B. Comey, el director del F.B.I., informó al personal que haría un control para asegurarse de que todos sus agentes cumplían, “independientemente del tipo de trabajo que desenvuelvan en su departamento, la capacidad de correr, luchar y disparar”.

“Quiero que tengáis la apariencia de un objeto cuadrado. Quiero que el pueblo estadounidense pueda miraros y pensar ‘este es un agente especial del F.B.I.”.

Entonces, ¿qué implica esto, exactamente?

“… Los agentes masculinos de 30 a 39 deben realizar 24 flexiones sin parar y 35 abdominales en un minuto. Tienen que hacer un sprint de 300 metros en menos de un minuto y correr 2,5km en 12 minutos y 53 segundos.

La mayoría dijeron que la parte más difícil de la prueba era el hecho de tener tan sólo 5 minutos de descanso entre ejercicio. Los hombres suelen ser mejores en las flexiones que en los abdominales, y a la inversa para las mujeres. Todo el mundo lucha con el sprint.”

No hay límite de peso, de por sí, y los requisitos disminuyen en aquellos agentes de 40 y 50 años. (Las mujeres de treinta años están obligados a hacer 11 flexiones y 25 abdominales, correr 300 metros en 71 segundos y correr 2,5km en 15 minutos y 56 segundos).

La barrera para entrar en la organización es mucho mayor: los hombres tienen que realizar perfectamente 40 flexiones de brazos, 43 abdominales en un minuto y correr una 2,5km en 11 minutos y 34 segundos. De manera que si alguna vez estás en un tiroteo masivo corre hacia el agente del FBI de aspecto más joven.

En el National Mall en Washington, DC, se realizan entrenamientos opcionales para prepararse para las pruebas. Jennifer Schink preside estos entrenamientos y asegura que “no son tan duros”.

“Para ayudarles a prepararse, el F.B.I. se están ofreciendo sesiones de entrenamiento en la salida del sol todos los viernes. Desafortunadamente, algunas personas me dijeron que se sienten avergonzadas por venir y que otras personas puedan ver la poco forma en la que están, y eso es una pena, porque son ellos los que realmente lo necesitan”.